La Selección Uruguaya comenzó el ciclo de amistosos preparatorios para el Mundial de Rusia 2018 y las caras nuevas abundan.

El recambio generacional que se comenzó a ver sobre el final de las Eliminatorias se acentúa mas en estos encuentros de la gira europea, haciendo una suerte de prueba de fuego para algunos valores juveniles.

El “Maestro” tomó la decisión de darle vida a jugadores que el público uruguayo pedía desde hace tiempo, como Gastón Pereiro por ejemplo y en el encuentro frente a Polonia lo puso de titular, aunque no brilló como se esperaba.

Sin lugar a dudas varios “históricos” van cediendo su lugar a estos nuevos valores, e incluso se quedarán sin mundial a merced de estos juveniles.

La nueva generación ha llegado para quedarse, por lo que habrá que acostumbrarse a ver un Uruguay con una forma de juego distinta a la que nos tuvo acostumbrados la mayoría del “proceso” Tabárez.

Es el tiempo de los Valverde, Bentancur, Gómez, Nández, Pereiro, Lamas, Vecino, De Arrascaeta y tantos más que vienen golpeando la puerta y aunque no lleguen a este mundial que se viene, se meterán pronto en la consideración de este u otro entrenador que venga después de Rusia 2018.

 

¿Qué opinas?